VEHICULO ELECTRICO.

1. Vehículo eléctrico caracterizado porque comprende al menos una batería tipo "T"

(1) de cuatro celdas o cuerpos, conectada con dos motores eléctricos (2a, 2b), uno que proporcionará la fuerza al vehículo (2a) y el otro, que dotará de velocidad (2b) al mismo; y donde asociados a dichos motores eléctricos (2a, 2b) y a la estructura motriz del vehículo, se encuentran dispuestos sendos rotores (3) asociados con una pluralidad de alternadores (4), encargados de generar electricidad que alimente la batería (1); y donde finalmente en la parte trasera del vehículo, se sitúan al menos dos segundas baterías de apoyo (5a, 5b) encargadas de servir de alimentación a la batería (1) cuando ésta se haya agotado, recargando cada una de sus fases a demanda, regulado todo ello, por unos medios lógicos de control encargados de optimizar los recursos energéticos del vehículo.

Tipo: Modelo de Utilidad. Resumen de patente/invención. Número de Solicitud: U201430641.

Solicitante: LOBATO TOLEDO, Luis Manuel.

Nacionalidad solicitante: España.

Inventor/es: LOBATO TOLEDO,Luis Manuel.

Fecha de Publicación: .

Clasificación Internacional de Patentes:

  • SECCION B — TECNICAS INDUSTRIALES DIVERSAS; TRANSPORTES > VEHICULOS EN GENERAL > PROPULSION DE VEHICULOS PROPULSADOS ELECTRICAMENTE... > Propulsión eléctrica por fuente de energía suministrada... > B60L11/18 (que utilizan la energía suministrada por pilas primarias, pilas secundarias o pilas de combustibles)
google+ twitter facebookPin it
VEHICULO ELECTRICO.

Descripción:

La presente invención tiene como objeto un vehículo eléctrico, cuya característica principal es incorporar una batería tipo "T" y al menos dos baterías de alta resistencia situadas en la parte trasera del vehículo, que alimentan dos motores eléctricos, uno encargado de dotar de fuerza al vehículo y otro de dotarle la velocidad necesaria.

ESTADO DE LA TÉCNICA

En la actualidad, podemos definir un vehículo eléctrico como un vehículo de combustible alternativo impulsado por uno o más motores eléctricos. La tracción puede ser proporcionada por ruedas o hélices impulsadas por motores rotativos, o en otros casos utilizar otro tipo de motores no rotativos, como los motores lineales, los motores inerciales, o aplicaciones del magnetismo como fuente de propulsión.

Este tipo de vehículos, a diferencia de los vehículos que emplean motores de combustión interna (diseñados específicamente para funcionar quemando combustible), obtiene la tracción necesaria del motor eléctrico, que puede ser alimentado de distintos modos, por ejemplo, mediante energía solar, conectándose a la red convencional de consumo eléctrico, energía eléctrica suministrada al vehículo cuando está parado, que es almacenada a bordo con sistemas recargables, y que luego consumen durante su desplazamiento, etc.

Entre las ventajas más significativas derivadas del uso de los vehículos eléctricos, obtenemos que, dichos vehículos respetan el medio ambiente (produciendo menos C02 que cualquier vehículo convencional), generan menos ruido (evitando la contaminación acústica), no emplean petróleo o derivados (que es una materia prima limitada, pudiendo ser empleada para otros usos), etc.

Ejemplo de esto, es el modelo de utilidad español ES 1 091 630 del mismo solicitante, que describe un vehículo propulsado eléctricamente que se caracteriza porque incorpora una batería tipo "T" conectada con un motor eléctrico, y al menos cuatro baterías de alta resistencia que alimentan que alimentan cuatro cajas de piñones, conectados cada uno de ellos con un rotor situado en la parte posterior del vehículo y que turbinan generando

energía eléctrica que alimenta la batería tipo "T".

EXPLICACIÓN DE LA INVENCIÓN

La presente invención describe un vehículo eléctrico, que comprende al menos una batería tipo "T" de cuatro celdas o cuerpos, conectada con dos motores eléctricos, uno que proporcionará la fuerza al vehículo y el otro, que dotará de velocidad al mismo; y donde asociados a dichos motores eléctricos y a la estructura motriz del vehículo, se encuentran dispuestos sendos rotores asociados con una pluralidad de alternadores, encargados de generar electricidad que alimente la batería; y donde finalmente en la parte trasera del vehículo, se sitúan al menos dos segundas baterías de apoyo encargadas de servir de alimentación a la batería cuando ésta se haya agotado, recargando cada una de sus fases a demanda, regulado todo ello, por unos medios lógicos de control encargados de optimizar los recursos energéticos del vehículo.

El vehículo aquí preconizado, cuenta con la principal ventaja incorporar baterías suficientes para dotar de mayor autonomía al vehículo, frente a otros conocidos en el estado de la técnica.

Esto es debido, a que la batería tipo "T", de cuatro celdas o cuerpos, que alternan su gasto energético de forma que una vez que se ha gastado la primera de las celdas, los motores estarán alimentado por la segunda de las celdas, siendo la primera de las celdas recargada por una de las baterías de apoyo traseras, y así sucesivamente.

Esto es debido a que el ordenador de "a bordo" (o medios lógicos de control) será el encargado de rentabilizar el uso de las distintas baterías que conforman el vehículo aquí preconizado, de tal manera que sea capaz de alargar la vida útil de dicha batería y por tanto la autonomía del vehículo aquí presentado.

A lo largo de la descripción y las reivindicaciones la palabra "comprende" y sus variantes no pretenden excluir otras características técnicas, aditivos, componentes o pasos. Para los expertos en la materia, otros objetos, ventajas y características de la invención se desprenderán en parte de la descripción y en parte de la práctica de la invención. Los siguientes ejemplos y dibujos se proporcionan a modo de ilustración, y no se pretende que restrinjan la presente invención. Además, la presente invención cubre todas las posibles

combinaciones de realizaciones particulares y preferidas aquí indicadas.

BREVE DESCRIPCIÓN DE LAS FIGURAS

A continuación se pasa a describir de manera muy breve una serie de dibujos que ayudan a comprender mejor la invención y que se relacionan expresamente con una realización de dicha invención que se presenta como un ejemplo no limitativo de ésta.

FIG 1. Muestra una vista esquemática en planta de la disposición de los elementos que conforman el vehículo eléctrico aquí presentado.

REALIZACIÓN PREFERENTE DE LA INVENCIÓN

En la figura adjunta, se muestra una realización preferida de la invención. Más concretamente, el vehículo eléctrico, comprende al menos una batería tipo "T" (1) de cuatro celdas o cuerpos (1a, 1b, 1c, 1 d), conectada con dos motores eléctricos (2a, 2b), uno que proporcionará la fuerza al vehículo (2a) y el otro, que dotará de velocidad (2b) al mismo.

Asociados a los motores eléctricos (2a, 2b) y a la estructura motriz del vehículo (10), se encuentran dispuestos sendos rotores (3) asociados con una pluralidad de alternadores (4), encargados de generar electricidad que alimente la batería (1).

En la parte trasera del vehículo, se sitúan al menos dos segundas baterías de apoyo (5a,5b), de alta resistencia, que serán las encargadas de servir de alimentación a la batería (1) cuando ésta se haya agotado, recargando cada una de sus fases a demanda, regulado todo por unos medios lógicos de control, que optimizarán los recursos energéticos del vehículo, alargando su autonomía.


 


Reivindicaciones:

1. Vehículo eléctrico caracterizado porque comprende al menos una batería tipo "T" (1) de cuatro celdas o cuerpos, conectada con dos motores eléctricos (2a, 2b), uno que proporcionará la fuerza al vehículo (2a) y el otro, que dotará de velocidad (2b) al mismo; y donde asociados a dichos motores eléctricos (2a, 2b) y a la estructura motriz del vehículo, se encuentran dispuestos sendos rotores (3) asociados con una pluralidad de alternadores (4), encargados de generar electricidad que alimente la batería (1); y donde finalmente en la parte trasera del vehículo, se sitúan al menos dos segundas baterías de apoyo (5a, 5b) encargadas de servir de alimentación a la batería (1) cuando ésta se haya agotado, recargando cada una de sus fases a demanda, regulado todo ello, por unos medios lógicos de control encargados de optimizar los recursos energéticos del vehículo.