Vacunas contra el paludismo.

Una partícula de proteína inmunogénica que comprende los siguientes monómeros:

a. Una proteína de fusión que comprende secuencias antigénicas de una proteína CS de P. vivax, y el antígeno S de la hepatitis B

(CSV-S), y

b. una proteína de fusión que comprende secuencias derivadas a partir de la proteína CS de P. falciparum, y el antígeno S de la hepatitis B (RTS), y

c. opcionalmente el antígeno S de la hepatitis B.

Tipo: Patente Internacional (Tratado de Cooperación de Patentes). Resumen de patente/invención. Número de Solicitud: PCT/EP2007/057296.

Solicitante: GLAXOSMITHKLINE BIOLOGICALS S.A..

Nacionalidad solicitante: Bélgica.

Dirección: RUE DE L'INSTITUT, 89 1330 RIXENSART BELGICA.

Inventor/es: COHEN,Joseph D, MARCHAND,MARTINE, OCKENHOUSE,CHRISTIAN F, YADAVA,ANJALI.

Fecha de Publicación: .

Clasificación Internacional de Patentes:

  • SECCION A — NECESIDADES CORRIENTES DE LA VIDA > CIENCIAS MEDICAS O VETERINARIAS; HIGIENE > ACTIVIDAD TERAPEUTICA ESPECIFICA DE COMPUESTOS QUIMICOS... > A61P31/00 (Antiinfecciosos, es decir antibióticos, antisépticos, quimioterápicos)
  • SECCION C — QUIMICA; METALURGIA > QUIMICA ORGANICA > PEPTIDOS (péptidos que contienen β -anillos lactamas... > Péptidos con más de 20 aminoácidos; Gastrinas;... > C07K14/445 (Plasmodium)
  • SECCION A — NECESIDADES CORRIENTES DE LA VIDA > CIENCIAS MEDICAS O VETERINARIAS; HIGIENE > PREPARACIONES DE USO MEDICO, DENTAL O PARA EL ASEO... > Preparaciones medicinales que contienen antígenos... > A61K39/015 (Antígenos de Hemosporidia, p. ej. antígenos de Plasmodium)

PDF original: ES-2525732_T3.pdf

 

google+ twitter facebook

Fragmento de la descripción:

Vacunas contra el paludismo La presente invención se refiere a una nueva partícula de lipoproteína, a procedimientos para la preparación y purificación de la misma, a su uso en medicina, en particular en la prevención de infecciones de paludismo, a composiciones/vacunas que contienen la proteína, o a anticuerpos contra la partícula de proteína, tales como anticuerpos monoclonales o policlonales, y al uso de los mismos, en particular en terapia.

El paludismo es uno de los problemas de salud mayores del mundo, muriendo más de 2 a 4 millones de personas de la enfermedad cada año. Una de las formas más prevalecientes de la enfermedad es provocada por el parásito protozoario P. vivax, que se encuentra en las regiones tropicales y sub-tropicales. Es interesante que el parásito puede completar su ciclo de mosquito a temperaturas tan bajas como de 15 grados Celsius, lo que ha permitido que la enfermedad se extienda en climas templados.

Una de las formas más agudas de la enfermedad es provocada por el parásito protozoario Plasmodium falciparum (P. falciparum) , que es responsable de la mayor parte de la mortalidad que se puede atribuir al paludismo.

El ciclo de vida del Plasmodium es complejo, y requiere dos huéspedes, el hombre y el mosquito, para completarse. La infección del hombre se inicia a través de la introducción de los esporozoitos en la saliva de un mosquito infectado. Los esporozoitos migran hacia el hígado, y allí infectan a los hepatocitos, en donde se diferencian, por medio de la etapa intracelular exoeritrocítica, hasta la etapa de merozoitos, que infectan los glóbulos rojos sanguíneos (RBC) para iniciar la replicación cíclica en la etapa sanguínea asexual. El ciclo se completa mediante la diferenciación de un número de merozoitos en los glóbulos rojos sanguíneos hasta los gametocitos en etapa sexual, los cuales son ingeridos por el mosquito, en donde se desarrollan a través de una serie de etapas en el intestino medio para producir los esporozoitos que migran hacia la glándula salival.

Debido al hecho de que la enfermedad causada por P. vivax raramente es letal, los esfuerzos por prevenir y tratar el paludismo se han enfocado en la forma más mortal de la enfermedad provocada por Plasmodium falciparum (P. falciparum) .

Aunque la enfermedad causada por P. vivax normalmente no da como resultado la muerte del paciente, debido al volumen de los casos, que parece estarse incrementando, al impacto significativo sobre la calidad de vida del paciente, a los crecientes reportes de incidencias severas de la enfermedad que da como resultado anemia y muerte, y al impacto económico, todavía se requiere una vacuna efectiva para la enfermedad. Adicionalmente, una sola vacuna capaz de proporciona protección contra ambas causas de la enfermedad sería conveniente.

Una característica del P. vivax es que algunas cepas son capaces de provocar una infección demorada al permanecer latentes en el hígado antes de surgir hacia la circulación periférica para manifestar los síntomas clínicos. Por consiguiente, los individuos, por ejemplo cuando viajan a través de un área infectada, pueden ser infectados y todavía pueden no exhibir los síntomas durante varios meses. Esto tiene el potencial de provocar la extensión de la enfermedad, y por esta razón, no se permite que las personas que viajan a las áreas infectadas donen sangre para transfusión durante un período de tiempo definido después de viajar hacia la región infectada.

La infección de paludismo por P. vivax sigue siendo latente dentro del hígado, mientras que el parásito está sufriendo la shizogonia pre-eritrocítica. Si se controla el parásito en esta etapa, antes de que escape hacia el hígado, no se observan síntomas clínicos de la enfermedad en el paciente.

La etapa de esporozoito de Plasmodium se ha identificado como un objetivo potencial de una vacuna de paludismo. Se ha demostrado que la vacunación con el esporozoito desactivado (irradiado) induce protección contra el paludismo humana experimental (Am. J, Trop. Med. Hyg 24: 297-402, 1975) . Sin embargo, no ha sido posible fabricar prácticamente y logísticamente una vacuna para paludismo para la población en general basándose en esta metodología, empleando esporozoitos irradiados.

La proteína principal de la superficie del esporozoito se conoce como la proteína de circunesporozoito (proteína CS) . Se piensa que está involucrada en la movilidad e invasión del esporozoito durante su paso desde el sitio inicial de inoculación por el mosquito hacia la circulación, en donde migra hacia el hígado.

La proteína CS de las especies de Plasmodia se caracteriza por un dominio repetitivo central (región de repetición) flanqueado por fragmentos no repetitivos de amino (término N) y carboxilo (término C) . El dominio central de P. vivax se compone de varios bloques de una unidad de repetición, en general de 9 aminoácidos en fila.

En ciertas cepas asiáticas, después de la región de repetición central, está presente una secuencia adicional de

aproximadamente 12 aminoácidos (véase la SEC ID Nº 11) . La función de ésta última no es conocida. Sin embargo, es hipotetizado por algunos, que estos aminoácidos pueden estar ligados al establecimiento demorado de los síntomas clínicos de la enfermedad, aunque esto no se ha investigado. Se piensa que el término N se caracteriza por una secuencia de 5 aminoácidos conocida como la región I (véase la SEC ID Nº 1) . También se piensa que el término C se caracteriza por comprender una secuencia de 18 aminoácidos, conocida como la región II. Ésta última contiene un motivo adhesivo de células, que está altamente conservado entre toda la proteína CS de paludismo (véase la SEC ID Nº 2) .

Varios grupos han propuesto vacunas subunitarias basadas en la proteína del circunesporozoito. Dos de estas vacunas se han sometido a pruebas clínicas: una es un péptido sintético, y la otra es una proteína recombinante (Ballou et al., Lancet: i 1277 (1987) y Herrington et al., Nature 328:257 (1987) ) . Estas vacunas tuvieron éxito para estimular una respuesta anti-esporozoitos. No obstante, la magnitud de la respuesta fue decepcionante, debido a que algunas vacunas no respondían para nada. Adicionalmente, la ausencia de "refuerzo" de los niveles de anticuerpos después de las inyecciones subsiguientes, y los resultados de los ensayos de proliferación de los linfocitos in vitro, sugirieron que las células-T de la mayoría de estos voluntarios no reconocieron la repetición inmuno-dominante. No obstante, un voluntario vacunado en cada estudio no desarrolló la parasitemia.

Los documentos WO 93/10152 y WO 98/05355 (y el correspondiente documento EP1623720) describen una vacuna derivada a partir de la proteína CS de P. falciparum, y parece que ha habido algún progreso hacia la vacunación contra P. falciparum empleando el planteamiento descrito en las mismas; véase también Heppner et al., 2005, Vaccine 23, 2243-50.

La proteína CS en P. falciparum tiene una región de repetición central que está conservada. En contraste, se conocen cuando menos dos formas (designadas como VK210 o tipo I, y VK247 o tipo II) de la proteína CS de P. vivax. Esto hace más difícil identificar una construcción de la proteína CS con todas las propiedades deseadas, tales como inmunogenicidad, que proporcione una protección general contra P. vivax, independientemente del tipo específico de proteína CS, debido a que los anticuerpos dirigidos hacia la región de repetición central del tipo I no necesariamente reconocen a los epítopos sobre la región correspondiente del tipo II, y viceversa.

Una proteína CS de P. vivax recombinante se expresó y se probó como una vacuna en las décadas de 1980-1990, con un... [Seguir leyendo]

 


Reivindicaciones:

1. Una partícula de proteína inmunogénica que comprende los siguientes monómeros:

a. Una proteína de fusión que comprende secuencias antigénicas de una proteína CS de P. vivax, y el antígeno S de la hepatitis B (CSV-S) , y

b. una proteína de fusión que comprende secuencias derivadas a partir de la proteína CS de P. falciparum, y el antígeno S de la hepatitis B (RTS) , y

c. opcionalmente el antígeno S de la hepatitis B.

2. Una partícula de acuerdo con cualquiera de las reivindicaciones precedentes, en la que el antígeno de hepatitis B se deriva a partir de un serotipo adw.

3. Una partícula de acuerdo con cualquiera de las reivindicaciones precedentes, que comprende además uno o más antígenos adicionales de P. falciparum y/o P. vivax.

4. Una partícula de acuerdo con una cualquiera de las reivindicaciones 1 a 3, que comprende la secuencia de proteínas del circumsporozoíto híbrida mostrada en la SEC ID Nº 13.

5. Una composición que comprende una partícula de acuerdo con una cualquiera de las reivindicaciones precedentes, y un adyuvante.

6. Una composición de acuerdo con la reivindicación 5, en la que el adyuvante es seleccionado del grupo que comprende:

• sales de metales, tales como hidróxido de aluminio o fosfato de aluminio,

• emulsiones de aceite en agua,

• agonistas del receptor tipo Toll (tales como el agonista2 del receptor tipo Toll, el agonista 3 del receptor tipo Toll, el agonista 4 del receptor tipo Toll, el agonista 7 del receptor tipo Toll, el agonista 8 del receptor tipo Toll y el agonista 9 del receptor tipo Toll) ,

• saponinas, por ejemplo Quil A y sus derivados, tales como QS7 y/o QS21, • oligonucleótidos que contienen CpG,

• 3D-MPL,

• (2-desoxi-6-O-[2-desoxi-2-[ (R) -3-dodecanoiloxi-tetra-decanoil-amino]-4-o-fosfono-β-D-glucopiranosil]-2-[ (R) -3-hidroxitetradecanoil-amino]-α-D-glucopiranosilhidrogenofosfato) ,

• DP (1, 10-bis- (dihidrogen-fosfato) de (3S, 9R) –3-[ (R) -dodecanoiloxi-tetradecanoil-amino]-4-oxo-5-aza-9 (R) -[ (R) -3-hidroxitetradecanoil-amino]-decano-1, 10-diol) , y

• MP-Ac DP (10- (6-amino-hexanoato) de 1-dihidrogen-fosfato de (3S-, 9R) -3- (R) -dodecanoiloxi-tetradecanoil-amino]-4ºxo-5-aza-9-