Método de diagnóstico de enfermedades neurodegenerativas.

Método de diagnóstico in vitro de una enfermedad neurodegenerativa en un individuo, en el cual:

- se determina el nivel de la proteína quinasa dependiente de ARN de doble-cadena

(PKR) en una muestra de líquido cefalorraquídeo del individuo,

- se deduce si el individuo sufre de una enfermedad neurodegenerativa.

Tipo: Patente Internacional (Tratado de Cooperación de Patentes). Resumen de patente/invención. Número de Solicitud: PCT/IB2011/053571.

Solicitante: ASSISTANCE PUBLIQUE, HOPITAUX DE PARIS.

Inventor/es: HUGON,JACQUES, PAQUET,CLAIRE, DUMURGIER,JULIEN, MOUTON-LIGER,FRANÇOIS.

Fecha de Publicación: .

Clasificación Internacional de Patentes:

  • SECCION G — FISICA > METROLOGIA; ENSAYOS > INVESTIGACION O ANALISIS DE MATERIALES POR DETERMINACION... > Investigación o análisis de materiales por métodos... > G01N33/68 (en los que intervienen proteínas, péptidos o aminoácidos)
  • SECCION C — QUIMICA; METALURGIA > BIOQUIMICA; CERVEZA; BEBIDAS ALCOHOLICAS; VINO; VINAGRE;... > PROCESOS DE MEDIDA, INVESTIGACION O ANALISIS EN LOS... > Procesos de medida, investigación o análisis en... > C12Q1/48 (en los que interviene una transferasa)

PDF original: ES-2528698_T3.pdf

 

google+ twitter facebookPin it
Ilustración 1 de Método de diagnóstico de enfermedades neurodegenerativas.
Ilustración 2 de Método de diagnóstico de enfermedades neurodegenerativas.
Ilustración 3 de Método de diagnóstico de enfermedades neurodegenerativas.
Ilustración 4 de Método de diagnóstico de enfermedades neurodegenerativas.
Ilustración 5 de Método de diagnóstico de enfermedades neurodegenerativas.
Ilustración 6 de Método de diagnóstico de enfermedades neurodegenerativas.
Método de diagnóstico de enfermedades neurodegenerativas.

Fragmento de la descripción:

Método de diagnóstico de enfermedades neurodegenerativas Campo de la invención

La presente invención se relaciona con un método de diagnóstico de enfermedades neurodegenerativas, particularmente la enfermedad de Alzheimer.

Antecedentes técnicos

El diagnóstico de las enfermedades neurodegenerativas no es fácil. Así, para la enfermedad de Alzheimer, según los criterios clásicos denominados NINCDS-ADRDA (McKhann et al. (1984) Neurology 34:939-944), se distingue entre enfermedad de Alzheimer posible, probable y cierta, no pudiendo ser establecido el diagnóstico de una enfermedad de Alzheimer cierta más que post-mortem, después de la autopsia del enfermo y examen neuropatológico del cerebro poniendo en evidencia la existencia de placas seniles de una parte, y una degeneración neurofibrilar de otra parte.

El diagnóstico de una enfermedad de Alzheimer posible o probable reposa esencialmente en criterios clínicos y pruebas neuropsicológicas, que apuntan inicialmente a establecer si un individuo presenta un síndrome demencial, en general según los criterios del DSM IV (Diagnostic and Statistical Manual for Mental Disorders, 4a edición, American Psychiatric Association, 1994), para determinar luego la etiología de la demencia. Los criterios de demencia comprenden esencialmente la asociación de un problema de memoria y otras funciones cognitivas que repercuten en las actividades socio-profesionales y que conllevan un declinamiento con respecto al funcionamiento anterior. El diagnóstico se refuerza por el seguimiento de la evolución del paciente, lo que permite precisar las causas de la demencia, particularmente las que se apartan de otras causas de declinación cognltiva. Para esto, el diagnóstico por imágenes cerebrales es un elemento Importante del diagnóstico que evalúa la atrofia regional hipocámpica, la cual puede sin embargo estar presente en otras enfermedades que atacan a las personas mayores, y que excluyen otras causas de problemas cognltlvos, tales como las secuelas de accidentes vasculares cerebrales.

Sin embargo, se considera de manera general que aproximadamente solo el 85% de los casos de enfermedad de Alzheimer probables son confirmados post-mortem. El 15% de falsos positivos resultan generalmente de otras enfermedades neurodegenerativas, tales como las demencias frontotemporales, entre las cuales particularmente la demencia con cuerpos de Lewy (Delacourte (1998) Annales de Biologie Clinique 56:133-142). La metodología actual de diagnóstico de la enfermedad de Alzheimer carece pues de especificidad. Además, parece que entre el inicio de la enfermedad, definido por la aparición de los primeros problemas cognitivos, y los primeros síntomas de demencia que puedan dar lugar al establecimiento de un diagnóstico de enfermedad de Alzheimer posible o probable, se puede extender un periodo de más de 1 años (Amieva et al. (28) Ann. Neurol. 64:479-48). El diagnóstico de la enfermedad de Alzheimer es por lo tanto establecido de forma tardía actualmente, cuando la enfermedad se encuentra en un estado muy avanzado. Los tratamientos actuales considerados para la enfermedad de Alzheimer necesitarían sin embargo, para ser eficaces, ser utilizados desde el inicio del proceso patológico, por ejemplo cuando el individuo que se va a tratar no presenta aún más que problemas cognitivos ligeros (Mild Cognitive Impairement, (Impedimento Cognitivo Moderado) MCI), lo que Implica poder diagnosticar precozmente la enfermedad.

De hecho, los exámenes complementarios, tales como la dosificación de marcadores bioquímicos en el líquido cefalorraquídeo de pacientes, pueden ser efectuados para mejorar el diagnóstico de la enfermedad de Alzheimer. Así, se ha demostrado particularmente que la determinación de los niveles, en el líquido cefalorraquídeo, del péptido (3- amiloidei-42 (A(342) y del nivel total del péptido tau (Tubulin Associated Unit (Unidad Asociada a Tubulina), es decir a la vez bajo forma fosforllada y bajo forma no fosforllada, permitiría diagnosticar la enfermedad de Alzheimer con una sensibilidad de 92% y una especificidad de 89% (Sunderland et al. (23) JAMA 289:294-213). Después, ha sido agregado un tercer marcador, además del A(342 y del tau total (T-tau), a saber tau fosforilado (ptau), particularmente a nivel de la treonina 181 (ptau 181). Además, se ha podido demostrar que la combinación de estos tres marcadores permitiría detectar una enfermedad de Alzheimer naciente en los Individuos que sufren de MCI con una sensibilidad del 83% y una especificidad del 72% (Mattson et al. (29) JAMA 32:385-393).

Sin embargo, actualmente estas dosificaciones no son realizadas de rutina, en parte porque la ganancia que permiten en términos de fiabilidad y de precocidad del diagnóstico de la enfermedad de Alzheimer no es suficiente para justificar la disposición de recursos para estas últimas sistemáticamente.

La proteína qulnasa dependiente de ARN de doble cadena (PKR) es una serlna/treonina quinasa cuyo principal objetivo es el factor de Iniciación de la traducción eucariota 2a (elF2a). La PKR existe bajo una forma activada por fosforilación de la treonina en la posición 446 y/o de la treonina en la posición 451. Niveles elevados de PKR activada han podido ser puestos en evidencia particularmente en el cerebro de pacientes que sufren de la enfermedad de Alzheimer, de la enfermedad de Huntlngton, y de la enfermedad de Creutzfeldt-Jakob, así como en los linfocitos de la sangre de pacientes que sufren de la enfermedad de Alzheimer (para revisión véase Hugon et al. (29) Expert Rev. Neurother. 9:1455-1457).

Descripción de la invención

La invención se origina a partir de la puesta en evidencia, por parte de los presentes inventores, de que la determinación del nivel de PKR, particularmente bajo su forma activada fosforilada, en el líquido cefalorraquídeo de individuos es útil para diagnosticar la enfermedad de Alzheimer en estos individuos de manera selectiva y específica, comprendiendo un estado naciente o precoz, eventualmente asintomático, de la enfermedad.

Así, la presente invención se relaciona con un método de diagnóstico, particularmente in vitro, de una enfermedad neurodegenerativa en un individuo, en el cual:

- se determina el nivel de la proteína qulnasa dependiente de ARN de doble cadena (PKR) en una muestra biológica del Individuo, particularmente una muestra de líquido cefalorraquídeo,

- se deduce si el individuo sufre de una enfermedad neurodegenerativa.

La presente invención se relaciona Igualmente con un método de diagnóstico, particularmente in vitro, de una enfermedad neurodegenerativa de un Individuo, en el cual:

- se determina la relación del nivel de PKR activada con respecto al nivel total de PKR en una muestra biológica del individuo, particularmente una muestra de líquido cefalorraquídeo,

- se deduce si el individuo sufre de una enfermedad neurodegenerativa.

La presente invención se relaciona Igualmente con un método de diagnóstico, particularmente in vitro, de una enfermedad neurodegenerativa en un Individuo que no presenta síntomas de demencia, en el cual:

- se determina el nivel de proteína qulnasa dependiente de ARN de doble cadena (PKR) en una muestra biológica del individuo, particularmente una muestra de líquido cefalorraquídeo,

- se deduce si el individuo sufre de una enfermedad neurodegenerativa.

La presente Invención se relaciona Igualmente con un método, particularmente in vitro, para la determinación del riesgo que tiene un individuo que no presenta síntomas de una enfermedad neurodegenerativa, de declarar la enfermedad neurodegenerativa, en el cual:

- se determina el nivel de la proteína quinasa dependiente de ARN de doble cadena (PKR) en una muestra biológica... [Seguir leyendo]

 


Reivindicaciones:

1. Método de diagnóstico in vitro de una enfermedad neurodegenerativa en un individuo, en el cual:

- se determina el nivel de la proteína quinasa dependiente de ARN de doble-cadena (PKR) en una muestra de líquido cefalorraquídeo del individuo,

- se deduce si el individuo sufre de una enfermedad neurodegenerativa.

2. Método según la reivindicación 1, en el cual la enfermedad neurodegenerativa es seleccionada del grupo que comprende la enfermedad de Alzheimer, la enfermedad de Huntington, la enfermedad de Creutzfeld-Jakob, y la enfermedad de Parkinson.

3. Método según la reivindicación 1 o 2, en el cual la enfermedad neurodegenerativa es la enfermedad de Alzheimer.

4. Método según cualquiera de las reivindicaciones 1 a 3, en el cual el individuo no está afectado por demencia.

5. Método según cualquiera de las reivindicaciones 1 a 4, en el cual el individuo sufre de trastornos cognitivos leves (MCD).

6. Método según cualquiera de las reivindicaciones 1 a 5, en el cual el nivel, en una muestra de líquido cefalorraquídeo, de al menos un marcador biológico de enfermedad neurodegenerativa es normal.

7. Método según la reivindicación 6, en el cual el marcador biológico se selecciona del grupo que comprende marcador p-amiloide (A(3), tau total (T-tau), y tau fosforilado (ptau).

8. Método según cualquiera de las reivindicaciones 1 a 7, en el cual se deduce que el individuo sufre de una enfermedad neurodegenerativa a partir del nivel de PKR fosforilada en la muestra, del nivel de PKR total en la muestra, o de la relación del nivel de PKR fosforilada en la muestra con respecto al nivel de PKR total en la muestra.

9. Método según cualquiera de las reivindicaciones 1 a 8, en el cual se deduce que el individuo sufre de una enfermedad neurodegenerativa a partir de la comparación entre:

- el nivel de PKR fosforilada en la muestra, el nivel de PKR total en la muestra, o la relación del nivel de PKR fosforilada en la muestra con respecto al nivel de PKR total en la muestra, y

- al menos un valor predefinido.

1. Método según cualquiera de las reivindicaciones 1 a 9, que comprende además la determinación del nivel de al menos otro marcador biológico de enfermedad neurodegenerativa tal como se define en las reivindicaciones 6 o 7.